Fox Terrier, Caracter y Cuidados

Esta raza de perros fue creada para asistir en la caza del zorro. Ya antes de su creación, la cacería acostumbraba a terminar en descalabro cuando el zorro alcanzara su guarida.

La introducción del fox terrier en la caza resolvió parcialmente este problema: cuando el zorro se trataba de descabullir bajo tierra, el terrier era mandado en su busca. Esto dio sitio a los requerimientos específicos de esta raza: primeramente, tener la resistencia precisa para correr al lado del conjunto de cacería, segundo, ser suficientemente pequeño para introducirse en la guarida del zorro, y tercero, ser duro y fuerte, puesto que un zorro acorralado en su guarida podría intentar repeler al intruso y producir un enfrentamiento.

El término fox terrier se empleó de forma genérica en la última una parte del siglo XIX. Se refería a un conjunto de perros de diferente tipo que eran criados para la caza. Este género de perros eran llamados normalmente foxies (zorreros en inglés) sin importar un mínimo su tipo o bien tamaño.

El primer fox terrier, un can llamado “Foiler” o bien “Viejo Foiler”, fue registrado por el Kennel Club cerca de mil ochocientos setenta y cinco o bien mil ochocientos setenta y seis, y con su cría empezó el proceso de estandarización.
Estos perros son muy inteligentes, lo malo es la reacción que tienen cara otros perros. No obstante con las personas son muy nobles. Además de esto, es una raza de can que se emplea como cazador de zorros y cerdos salvajes, sobre todo en el norte de España.

Variedades y desarrollo Fox Terrier

• Fox terrier de pelo duro
• Fox terrier de pelo liso

Los dos se desarrollaron en Inglaterra hace unos doscientos años y seguramente desciendan de diferentes antepasados.
Se cruzaron las 2 variedades para dar a la versión de pelo duro el color blanco y una cabeza más definida que la mostrada en la raza de pelo liso. Hoy día se sostiene la división a fin de que cada pluralidad conserve su pelaje propio, que es en suma suave, plano y duro en el del pelo plano, y duro y rígido en el de pelo duro. En cuanto al resto son casi iguales, con el blanco como color predominante y máculas negras o bien castañas.
El fox-terrier tiene una cabeza delgada y bastante alargada, cráneo plano, morro largo, orejas pequeñas en forma de V y ojos oscuros. El pecho es profundo mas no ancho, el espinazo corto y recto, las caderas musculosas y la cola de porte alto.

Carácter Fox Terrier

El carácter del Fox Terrier por ser un perro vital y muy elegante, es alegre, inteligente, valiente y absolutamente terrier. Listo y atrayente, tiene un enorme optimismo y una bravura indudable. Se trata de un can precioso, deseable como compañero y útil. Además de esto tiene un buen tamaño y es simple de tener en un piso en la urbe. De todas y cada una maneras es muy activo y le agrada tener un amo tan interesado por la vida como .

Esencialmente son perros prudentes. No se van a quedar de pie en el jardín ladrando a lo largo de horas, como otras razas, sino más bien cuando oigan un estruendos para alertar a sus amos. Es un luchador nato y gozará con una pelea de cuando en cuando, o bien cuando menos persiguiendo a un gato hasta el momento en que este se suba a un árbol.

Debido a su inteligencia, son perros simples de entrenar y es fácil vivir con ellos. Son mascotas fenomenales que gozan enormemente con su familia y sus actividades. En nuestros días pasan más tiempo sentados en un sofá que persiguiendo fieras por el campo.

El color blanco procede de un “gen moteador” que actúa limitando la capacitación de color en mayor o bien menor grado, no estando relacionado con el albinismo en ningún caso.

Cuidado e Higiene del Fox Terrier

El proceso de cuidado e higiene del Fox-terrier es diferente para las variedades de pelo liso o bien rizado. El can de pelo plano requiere un mínimo de cuidados con lo que no hay que dedicarle tiempo todos y cada uno de los días para cuidarlo sino más bien una vez cada un par de meses. Esto va a ayudar a sostener en estupendas condiciones la piel y la capa, y al cuidarlo, va a ser menos preciso el baño.

Hay que habituarlos desde pequeños al cepillado del pelo a fin de que no padezcan o bien escapen cuando se les hace cuando son mayores.

En lo que se refiere al baño, un cánido normal y sano debe bañarse tan poco como resulte posible en tanto que la piel del can es muy diferente a la piel humana. Por ende hay que mojar al can solamente cuando esté tan sucio que no se pueda adecentar de otra forma.

Cuando procedemos a bañarlo, debemos hacerlo con el agua temperada y un champu especial para perros que podemos hallar en las tiendas de animales, en peluquerias caninas o bien en el veterinario. Tras enjuagar para quitar todo el jabón, se seca con una toalla y se peina.

Las uñas del Fox Terrier son otro punto a tener en consideración para su cuidado. Debemos observarlas puesto que las uñas largas levantan el pie del suelo y lo ensanchan aparte de que pueden hacer que el cánido adopte posturas poco naturales que lo fuercen a cojear.